Los “extras” del escritor: el alcohol

Los “extras” del escritor: el alcohol

Vaya por delante que este artículo es informativo, un repaso, nada más. En absoluto una incitación para hacer del alcohol un elemento para motivar al escritor. Pero sí queremos mostrar cómo, a lo largo de la historia, muchos han encontrado ayuda o inspiración a través o a partir de aquella sustancia.

No son pocos los escritores que han recurrido al alcohol a lo largo de la historia para encontrar ese plus que les ayudara a sacar la creatividad que creían tener atascada, o bien quienes veían en él la manera de superar el bloqueo que supone buscar la perfección y darse de bruces contra la realidad. De ahí que recurrieran al alcohol —algunos en menor medida, otros en mayor—.

La lista es inmensa. Así, Faulkner o Bukowski lo usaban como estimulante, y Poe se refugiaba en sus brazos para combatir las angustias y congojas que le asediaban; sin olvidar a quienes ya estaban completamente enganchados a él, como es el caso de Truman Capote.

Ahora, ¿qué hay de lo que se dice que el alcohol potencia la creatividad? ¿Es acaso sólo un mito, o hay alguna parte de verdad en aquella pregunta? Hay psicólogos que la refutan, y que más bien creen que, lejos de incrementar la creatividad, el alcohol baja las barreras de la represión. En consecuencia, desinhibe. Es decir, deja salir la creatividad, sin más, dado que baja las barreras que nos solemos imponer en cualquier circunstancia. Y más si se trata de un acto tan creativo, íntimo y personal como es escribir.

En todo caso, la historia está plagada de escritores a quienes la bebida acompañó durante todo el proceso creativo de sus obras; y que acabaron sucumbiendo a su influjo, como les ocurrió a Stephen King o a F. Scott Fitzgerald.

Y nosotros, ¿qué pensamos de todo esto? Escribe por placer, nada más, y disfruta del acto que supone sin necesidad de aditamentos extra. Saldrás ganando.

FUENTE: Café del escritor

El adverbio, el enemigo del escritor

5 julio, 2019

Reseña de "El orador mágico"

5 julio, 2019

One Thought on Los “extras” del escritor: el alcohol

  1. Una copa de vino me viene muy bien, en las noches, cuando la inspiración me conecta a ese submundo inconsciente donde escondo mis historias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *