Reseña de “Manuelito y el espejo mágico”

Reseña de “Manuelito y el espejo mágico”

Una novela-cuento que encierra muchas cosas, y como es costumbre en su autor, Luis Seguel Arriagada, deja un regusto la mar de agradable a pesar del tema tratado y de la crudeza con la que lo hace.

En sí, lo que Luis Seguel Arriagada relata en Manuelito y el espejo mágico son las aventuras y desventuras de Manuelito, un joven campesino que sale a recorrer la tierra en pos de sus hermanos mayores. El objetivo: hacer fortuna, y también hacerse un nombre. Y gracias a un don especial —entender el lenguaje de los animales—, establece contacto con todos los que encuentra en su camino.

Y ahí es donde radica la originalidad de esta novela, pues los diálogos que mantiene Manuelito con los distintos animales nos permiten conocer su psicología, pero también los de cada uno de los animales con los que pega la hebra; tan distintos y tan originales a la vez.

Porque no se trata de una relación sin más, de unos diálogos porque sí, sino que de esta manera logra entenderlos y, gracias a sus valores y la bondad que caracteriza a Manolito, completar su largo caminar en pos del objetivo que se ha propuesto.

A lo que hay que añadir otro elemento a destacar: la magia que sobrevuela el relato en todo momento. Así, a través de sus páginas te adentrarás en un mundo lleno de magina y con lugares tanto o más mágicos que la trama en sí. Castillos, reyes, princesas… Un universo mágico que te permitirá adentrarte en un mundo que sólo la mente de Luis Seguel Arriagada es capaz de concebir.

En definitiva, un relato poderoso desde un punto de vista imaginativo y, sobre todo, muy visual; y que te invita a soñar a través de las andanzas de un personaje inolvidable.

Reseña de "Con balas de plata V. 1651-60. Flandes y Portugal"

6 marzo, 2019

Entrevista a Abdou Khadre Bop, autor de "Entre montes y calores"

6 marzo, 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *